Otra carta a Mauricio Funes

Estimado presidente:


Ya que la semana pasada le mandé una carta felicitándolo (por el veto contra la Ley Anti-Tabaco mal hecha), voy a hacer lo posible para mantener este espíritu positivo.

Ahora que leo en la prensa que usted quiere hacer “ajustes” a su “Plan Quinquenal”, porque “supera la capacidad del país de pagarlo”, tengo dos opciones: puedo felicitarlo porque al fin se dio cuenta que su gobierno tiene que dejar de gastar más de lo que tiene. O puedo burlarme de usted de haber presentado como “Plan Quinquenal” un castillo en el aire, que nada tuve que ver con la situación real del país que tiene que gobernar...

Lo segundo (la crítica burlona) sería muy atractivo, sobre todo tomando en cuenta que el “Plan Quinquenal”, cuando al fin estaba listo ya no era un plan para 5 años, sino solamente para 4, porque un año tardaron hacerlo luego de asumir el poder, Y que ahora se va a convertir en un plan para tres años, menos los meses que se tardarán a rehacerlo, adaptándole a las realidades...

Pero yo prefiero irme por el lado positivo. Es saludable que usted, aunque tarde, haya llegado a entender que el Estado no puede seguir gastando más. Ojala que detrás de esto exista la comprensión que para pedir los ciudadanos y las empresas que paguen más impuestos, el gobierno tiene que hacer lo suyo y reducir sus gastos, por lo menos por el mismo monto que nos pide aportar.

Me gusta la idea que usted, como presidente, tal vez esté llegando a la conclusión que la única manera de aumentar el gasto social es produciendo más, creciendo más.

Así que estamos esperando la segunda parte de su recapacitación: las políticas públicas en favor del crecimiento económico y del empleo.

Si esta segunda parte se da, vamos bien.

Saludos, Paolo Lüers  

(Más!)

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Saludos Paolo, ya tenía tiempo de no leer sus cartas, pues con respecto a esta le puedo decir que es mejor ser positivos y ver el lado bueno de las cosas, la verdad que el plan quinquenal es una buena estrategia de esta administración, pero lamentablemente por las condiciones económicas del país hay que hacerle algunos ajustes, pero prefiero como buen salvadoreño que el presidente Funes haya dicho la verdad públicamente y que no anduviera con rodeos, eso es lo mejor hablar con sinceridad, lo bueno de esto también es que el ajuste se han hecho a los planteamientos menos necsarios del plan, osea que el espiritu del mismo no ha sido tocado, saludo Paolo continúe con sus cartas.

Asociación Salvadoreña de Industriales dijo...

"Así que estamos esperando la segunda parte de su recapacitación: las políticas públicas en favor del crecimiento económico y del empleo". Retomamos estas líneas del artículo y agregamos que eso es lo que nosotros también estamos esperando, por lo que trabajamos día con día y por lo que seguiremos luchando.

Anónimo dijo...

Don Paolo,ahora que lleva 2 artículos reconciendo el trabajo de Funes, tengo dos opciones: puedo felicitarlo porque al fin se dio cuenta que este gobierno tiene cosas buenas.O puedo burlarme de usted por su evidente sarcasmo.Lo segundo (la crítica burlona) sería muy atractivo;diciendo que le echa flores a Funes cuando le coviene,sobre todo en el caso de la "ley antitabaco",que saca su retorica-dialéctica de viejo marxista arrepentido,para mostrar las incongruencias del Plan Quinquenal que se inventó en un escritorio Alex Segovia.Pero no ,yo prefiero ver su lado positivo.Me gusta la idea que usted, como articulista, tal vez esté llegando a la conclusión que el Gobierno de Funes-FMLN-FDR,Ex-ERP-CD,Ex-duartistas-Troskistas-Ex RN-Ex PRTC-GANA, etc,etc.tiene algunas cosas buenas.