Carta al embajador de Alemania

Estimado amigo Heinrich Haupt:
Aunque ya no tengo pasaporte alemán, anteanoche me sentí 100% representado por usted, el embajador de mi tierra natal. En un acto protocolario usted habló claro y pelado, le guste o no a la
crema y nata de la clase política salvadoreña presente. Inmediatamente después de los saludos a los invitados especiales a este Día de la Unidad de Alemania, usted fue directamente al grano:
  No olvidemos lo esencial: El muro no se cayó por casualidad, fue derrumbado por los mismos ciudadanos de Alemania del Este. Ellos –igual que sus vecinos detrás de la cortina de hierro– ya no soportaban vivir bajo el sistema autoritario del llamado “Socialismo”:
-Un sistema por medio del cual el partido comunista se había apoderado de las instituciones del Estado y expropiado a la empresa privada, irrumpiendo en casi todas las esferas de la vida humana;
-Un sistema dictatorial que negaba los principios del Estado de Derecho y los derechos humanos, suprimiendo la libertad de expresión, el derecho al voto y las demás libertades ciudadanas,
-Un régimen que hacía promesas de bienestar social imposibles de cumplir después de haber destruido las fuerzas productivas del país.
Este rechazo popular del socialismo autoritario no es sólo un hecho del pasado. Hoy día lo viven los jóvenes en Hong Kong que se están lanzando a las calles para exigir sus derechos democráticos. El rechazo al socialismo en el siglo XXI como en el siglo XX demuestra que es un sistema obsoleto, tanto en Asia como en Europa y también en América.”

Palabras sin adorno, sin rodeo, como a mi me encantan. Aplauso en toda la sala. Con un par de excepciones, principalmente miembros del gobierno o de la cúpula del partido de gobierno…

Pero usted no les dio tregua: Los ciudadanos liberados europeos optaron por una institucionalidad fuerte, separación de los poderes del Estado y respeto por una Constitución democrática – valores clave también anclados en la Constitución de El Salvador, Constitución que es interpretada y protegida de manera profesional y valiente por los cinco Magistrados de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, pilar de la democracia salvadoreña, valorada y respetada tanto por el pueblo salvadoreño como por países amigos como Alemania.”

Más aplauso. Una ministra sale del salón en protesta, con una cara como de haberse tragado aceite de hígado de bacalao.

Pero así como las personas tenemos amigos para decirnos las verdades, también los países. Gracias, embajador por ser un amigo tan franco y sincero de El Salvador.

Ya somos dos. Paolo Luers
(Mas!/El Diario de Hoy) 

Para ver el discurso comleto del embjadaor Haupt: http://siguientepagina.blogspot.com/2014/10/en-la-noche-de-jueves-2-de-octubre-la.html
 

El muro no se cayó por casualidad, fue derrumbado por los mismos ciudadanos

En la noche de jueves 2 de octubre, la embjada alemana invitó a una recepción en honr del Día de la Unidad Alemena, con el cual Alemania celebra año su reunificación el 3 de octubre del 1990, luego de 45 años de vivir dividos por la "cortina de hierro" de la postguerra. Reproducimos aquí el discurso del señor embjadaor de Alemania en El Salvador,  Lic. Heinrich Haupt.

El proceso de unificación de Alemania comenzó con la caída del muro de Berlín en el otoño del año 1989, es decir 25 años atrás.

Recordando este grato aniversario, no olvidemos lo esencial: El muro no se cayó por casualidad, fue derrumbado por los mismos ciudadanos de Alemania del Este.

Ellos – igual que sus vecinos detrás de la cortina de hierro– ya no soportaban vivir bajo el sistema autoritario del llamado “Socialismo”:

-       Un sistema por medio del cual el partido comunista se había apoderado de las instituciones del Estado y expropiado a la empresa privada, irrumpiendo en casi todas las esferas de la vida humana;

-       Un sistema dictatorial que negaba los principios del Estado de Derecho y los derechos humanos, suprimiendo la libertad de expresión, el derecho al voto y las demás libertades ciudadanas,

-       Un régimen que hacía promesas de bienestar social imposibles de cumplir después de haber destruido las fuerzas productivas del país.

Este rechazo popular del socialismo autoritario no es sólo un hecho del pasado. Hoy día lo viven los jóvenes en Hong Kong que se están lanzando a las calles para exigir sus derechos democráticos. El rechazo al socialismo en el siglo XXI como en el siglo XX demuestra que es un sistema obsoleto, tanto en Asia como en Europa y también en América.

Los ciudadanos liberados europeos optaron por el proyecto democrático occidental, se incorporaron a la Unión Europea que les trajo libertad, democracia y bienestar social, gracias a sistemas políticos y económicos eficaces y justos, garantes de un bienestar sostenible.

También optaron por una institucionalidad fuerte, separación de los poderes del Estado y respeto por una Constitución democrática – valores clave también anclados en la Constitución de El Salvador – Constitución que es interpretada y protegida de manera profesional y valiente por los cinco Magistrados de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, pilar de la democracia salvadoreña, valorada y respetada tanto por el pueblo salvadoreño como por países amigos como Alemania.
  
Aquí en El Salvador y Centroamérica la Alemania unida se ofrece como un socio fiable en tres áreas de interés mutuo: El desarrollo económico;  cooperación y la cultura.

1. Economía

Todos sabemos que en la economía, el comercio y la inversión sólo una empresa privada dinámica crea empleo, perspectivas sanas para los jóvenes e ingresos para todos, incluso para las arcas del Estado.

La empresa privada alemana está participando en este empuje que necesita la economía salvadoreña. Tiene una presencia visible en El Salvador:

-       En concreto, la amplia variedad empresarial y educacional alemana activa en el país se presenta en la actual 10ª Feria Industrial organizada en el CIFCO por la Asociación Salvadoreña de la Industria, ASI, la que esta mañana inauguró el Sr. Presidente de ASI, Dn. Javier Simán, junto con el Sr. Vicepresidente de la República, Dn. Oscar Ortíz, Comisionado presidencial para la inversión. Ambos llevaron un mensaje claro de que la empresa privada, dentro de un marco constructivo asegurado por el Estado y un sector público eficiente, sería el factor decisivo para desarrollar el gran potencial humano y económico que tiene El Salvador. En este contexto es de especial relevancia la iniciativa “talento 100% salvadoreño” – expresión de una alianza estratégica entre la ASI y las universidades del país.

-       Tal interacción positiva entre la empresa, el mundo académico y el sector público nos recuerda el concepto de la “Economía Social de Mercado”, base del éxito económico de Alemania en las últimas siete décadas; explica el creciente optimismo de empresas e inversionistas alemanes reunidos en la Cámara Alemana-Salvadoreña de Comercio e Industria.

Para Alemania, dentro de su concepto de “Economía Social de Mercado”, el guión principal de una política económica responsable es “Menos deuda y más competitividad”:

-       Menos deuda – porque no es justo vivir a costo de generaciones futuras, y
-       Más competitividad – porque sólo una economía eficaz y productiva es sostenible y garantiza un empleo digno y los ingresos presupuestarios necesarios para poder financiar la salud, la educación pública y la asistencia social.

2. Cooperación

Con respecto a la cooperaciión alemana en la región centroamericana, cuya inversión total excede hoy los 500 millones de dólares, se concentra en temas con futuro como

-       la recuperación económica,
-       la sostenibilidad y transparencia fiscal,
-       la prevención de la violencia,
-       las energías renovables,
-       la protección del medio ambiente y
-       los retos del cambio climático.

Con miras a la prevención de la violencia juvenil, el proyecto PREVENIR se esfuerza para dar perspectivas de educación, formación profesional y estabilidad económica a los jóvenes en los departamentos de San Miguel, La Paz y Usulután. También tenemos listo un millonario proyecto de cooperación financiera para la construcción de espacios seguros deporti-vos, culturales, educativos y otros para los jóvenes en todos los municipios del país.

Quisiera resaltar en este contexto la profesionalidad y el gran empeño de los actores de la cooperación salvadoreña, tales como el Viceministerio de Cooperación, el FISDL, un gran número de alcaldes, Adescos municipales, ONG’s, asociaciones de la sociedad civil y muchos otros quienes, en alianza con los expertos de la Cooperación Técnica Alemana, GIZ, nuestro Banco de Desarrolo KfW y mis colegas de la Embajada, son socios de eficacia, dedicación y confianza.

En este contexto me es grato expresar un especial agradecimiento a la Secretaria General del SICA, Dra. Victoria de Avilés, quien junto con sus colaboradores acaba de llevar a cabo durante los últimos días unas fructíferas consultas con el Director del Gobierno alemán para la Cooperación con Centroamérica y el Caribe, señor Klaus Krämer, y su Delegación, aquí presentes. Entiendo que identificaron varias posibilidades para profundizar la cooperación entre Alemania y el Sistema Centroamericano de Integración, SICA, del cual Alemania ha sido observador desde hace muchos años, y también con el BCIE.

3. Cultura

De igual manera me es grato recordar la excelencia de la vida cutural salvadoreña:
La cooperación con personalidades como el Doctor Ramón Rivas, nuevo Secretario de Cultura de la Presidencia, el Maestro Germán Cáceres de la Orquesta Sinfónica, la Orquesta Juvenil, y con instituciones como Radio Clásica, el Patronato de Reconstrucción Cultural de Suchitoto y muchos otros que nos han dejado experiencias enriquecedoras gracias al gran potencial artístico que existe en todos los niveles y regiones de la tierra cuscatleca.

La contribución alemana a la vida cultural salvadoreña la debemos en especial a dos instituciones, al Foro Cultural Alemán-Salvadoreño, que organiza con mucho ahínco docenas de eventos culturales cada año y la Escuela Alemana San Salvador.

Es por eso que para mí motivo de alegría y satisfacción dar a conocer, que la Escuela Alemana San Salvador – en vísperas de celebrar los 50 años de su fundación – inaugurará mañana un edificio nuevo con muchas aulas adicionales y renovadas, ampliando su capacidad académica a más de mil alumnos. Esto constituye una importante inversión común de la misma escuela y del Gobierno alemán en la educación y en los jóvenes.

Hablando de cultura vale resaltar también la cultura física: Quisiera citar como un ejemplo destacado la excelente labor de la Fundación Educando a un Salvadoreño, FESA, con la cual la Embajada ha colaborado en el año pasado y que nos ha apoyado con su entusiasmo durante la memorable partida del Final del Campeonato Mundial del Fútbol que celebramos juntos en el CIFCO .  Tengo la impresión que, con los importantes esfuerzos que están haciendo los deportistas salvadoreños, tienen un futuro prometedor.

Para concluir quisiera destacar que Alemania - país cofundador de la Unión Europea que hoy cuenta 28 Estados miembros que forman un mercado unificado de 500 millones de habitantes - está lista para trabajar juntos con nuestros socios salvadoreños y centroamericanos en su largo camino de crear un bienestar sostenible basado en la competitividad, la eficacia, la responsabilidad fiscal y una empresa privada con ética social.

El Salvador tiene toda la razón para ver el futuro con optimismo, porque tiene un potencial considerable:

Tiene gente laboriosa, inteligente, educada y con espíritu emprendedor, una sociedad civil activa,
empresarios, profesionales y trabajadores de calidad, una vida cultural rica, una Constitución democrática, un estado de derecho y separación de poderes, una tradición de elecciones libres, transparentes y limpias, modelo para la región, yun gran potencial económico.

Y, para no olvidar un factor más de gran importancia, tiene un gran número de amigos en el mundo, no sólo Alemania, pero muchísimos países más, algunos de ellos representados hoy aquí en este bello salón.

Queridos amigos, agradeciéndoles su paciencia y atención, les invito a brindar conmigo en pro del bienestar de nuestros pueblos y de la amistad entre Alemania y El Salvador, entre Europa y América Central. 

Carta a ‘los magníficos’: Sí al voto cruzado

Estimados magistrados de la Sala de lo Constitucional:
Ya había dado por perdida la batalla por el voto realmente libre: el voto cruzado. Pensaba que al fin ustedes se cansaron a desafiar a todos los partidos, obligándolos a hacer reformas electorales que desmontan la partidocracia, o sea el poder de las cúpulas partidarias.

Me dije: Ya mucho han hecho ‘los magníficos’. En muchos líos se han metido. Abrieron el sistema electoral con sus sentencias que permiten el voto por cara y las candidaturas independientes de los partidos. Prohibieron que los partidos nombre a sus militantes como magistrados electorales. Ya basta.

Sin embargo, ayer desayuné con la buena noticia que la Sala admitió una demanda de inconstitucionalidad contra las leyes que nos obligan a votar solamente por candidatos de un solo partido. Entonces, ustedes van a examinar en serio la posibilidad de permitir el voto cruzado. O sea: permitirnos votar por diferentes candidatos, no solo dentro de la lista de un partido, sino escogiendo de cada lista partidaria y entre los independientes a los candidatos de nuestra preferencia.

Antes votamos por bandera y dejamos a la cúpula de nuestro partido de preferencia a quienes pusieran en ‘puestos ganadores’. No pudimos votar por personas con cara y apellido y record político, solo por una lista cerrada de un partido.

Luego nos permitieron el voto por cara. Ya en el 2012 pudimos escoger, dentro de la lista de nuestro partido de preferencia, a los candidatos de nuestra confianza. O pudimos votar por un candidato independiente, pero perdiendo la posibilidad de apoyar a los candidatos de nuestro partido de preferencia.

Con el voto cruzado, los independientes no tienen que competir contra todos los partidos, sino competerían en igualdad de condiciones contra cada uno de los candidatos propuestos por los partidos. Sólo así un candidato independiente puede ser electo.

Con el voto cruzado, muchos votantes ya no votarían por un partido, sino por ejemplo por el relevo dentro de todo el sistema partidario, dando sus votos por los renovadores progresistas dentro de los partidos que postulan este tipo de candidatos.
Votando en San Salvador, yo tendré 24 votos, porque en este departamento se eligen 24 diputados. Así como se perfilan las listas hasta el momento, votaría por 7 candidatos de ARENA, 2 del FMLN. Me quedarían suficientes votos para ver qué personajes independientes se postulan y si el PDC, el PSD me presentan candidatos interesantes. Incluso, podría votar por un candidato de GANA que me parece excelente, aunque detesto su partido.

Verdaderamente estaríamos votando por los que, al criterio de cada uno, son los mejores candidatos. Esto sí sería el voto libre que garantiza la Constitución.

Además sería un incentivo poderoso para los partidos a llenar sus listas con las mejores candidatos, los más capaces y competentes. Ya nada de rellenos. Ya nada de darle otro chance a políticos ya desgastados o fracasados. La competencia entre partidos, combinada con la libre competencia entre personalidades, esta es la receta de cambiar la forma de hacer política.

No sé como lo van a hacer, señores magistrados. Me imagino que no sólo se van a encontrar con resistencias políticas, sino también con un problema matemático de cómo, con el voto cruzado, conciliar los votos asignados a cada partido con los votos de cada candidato. Si en la solución que encuentren a este problema matemático desaparezcan los malditos diputaciones por residuo, bienvenido sea.

Saludos, Paolo Lüers
(Mas!/El Diario de Hoy)

Columna transversal: Un giro oculto en nuestra política internacional

Muchos se burlan de la manera como el presidente Salvador Sánchez Cerén pronunció su discurso ante la Asamblea General de Naciones Unidas. Pero su falta de dotes de oratoria es el menor de los problemas que tenemos con este presidente. No me preocupa, en lo mínimo, que no sabe usar bien el teleprompter y, por tanto, se puso nervioso, tenso y hasta tieso cuando le tocaron sus 10 minutos de fama. Por lo contrario, más desconfianza me dan los políticos elocuentes como Tony Saca y Mauricio Funes, o los grandes oradores como Obama o Chávez…

Hay una crítica más sustancial al discurso del presidente ante Naciones Unidas: Si un presidente -y a través de él, el país- tiene 10 minutos para proyectarse al mundo, es un desperdicio querer hablar de todo. Sánchez Cerén habló de migración, del SICA, de Gaza, del Estado Islámico, de la inseguridad, del desarrollo, de Naciones Unidas, de la pobreza, de los Acuerdos de Paz, de la cobertura de la educación primaria, de los Objetivos del Milenio, del cambio climático, del Desarrollo Sostenible, de la Protección Universal, de Mali, del Consejo de Derechos Humanos, del bloqueo a Cuba, del CELAC. Todo esto en un solo chorro, casi sin agarrar aire. Hablar de todo equivale a decir nada.

No sé quienes le escriben los discursos a don Salvador. Pero flaco favor le han hecho a su jefe (y al país) con este sermón sobrecargado, disperso, sin definir prioridades, sin profundidad, sin honestidad ante los retos.

Cuando un hombre como el ex-comandante Leonel al fin de su vida se ha convertido en presidente y por primera vez tiene que hablar a las naciones del mundo, lo correcto e impactante sería escoger un tema – y exponerlo bien, con profundidad, con audacia, con honestidad. Por ejemplo el tema de la paz: Cómo El Salvador ha logrado poner fin a la guerra fratricida y cómo ahora estamos ante el reto de alcanzar la paz social. Cómo hemos logrado erradicar la violencia política, y como ahora estamos buscando vías de erradicar la violencia social. Bueno, los asesores del presidente optaron por lo clásico, lo aburrido, lo cómodo: pusieron al presiente a hablar de todo un poco. Oportunidad perdida. Uno entre decenas de discursos.

Pero la crítica más seria que hay que hacer a esta presentación ante el mundo es esta: Sin ningún debate nacional previo -y por tanto sin legitimidad y credibilidad- Sánchez Cerén usó sus discurso ante Naciones Unidas para marcar varios virajes en la política internacional de nuestro país. Aunque escondido entre tantos asuntos mencionados y en clave muy diplomática, Sánchez Cerén puso en duda la legitimidad de la intervención militar de una amplia coalición liderada por Estados Unidos está llevando a cabo contra el régimen de terror del llamado Estado Islámico está imponiendo en Siria e Irak. La exigencia de Sánchez Cerén de solo intervenir “en el marco de las instancias de Naciones Unidas“ significa una condena de muerte de cientos de miles los kurdos, yazidíes, chiitas y cristianos bajo ataque de los radicales yihadistas suni del llamado Estado Islámico. Porque una acción militar “en el marco de las instancias de Naciones Unidas“, como la plantea Sánchez Cerén, no va a existir nunca contra ISIS, ya que China y Rusia la vetan en el Consejo de Seguridad. A partir de este discurso de Sánchez Cerén, El Salvador es parte del bloque de países que no quieren que las naciones civilizadas, incluso del mundo árabe, se unan para derrotar al las milicias terroristas antes de que consuman un genocidio.

El discurso habla mucho de los organismos internacionales. Asegura que El Salvador trabaja por consolidarlos: Naciones Unidas, pero reformado (un día antes exigió esto Nicolás Maduro), el SICA y la CELAC (Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños). No menciona la OEA. La única manera de entenderlo: quiere apostar, así como lo hacen los países del ALBA, a la recién creada CELAC, que es una OEA sin Estados Unidos y Canadá.

El otro giro no discutido que Sánchez Cerén anunció en New York es que ahora nuestro país toma claramente partido contra Israel en el conflicto en Medio Oriente. Ya no tenemos una posición neutral y balanceada, basada en los Derechos Humanos, que exige el cese de violencia y de ataques a civiles a ambos, Israel y las milicias islamistas de Hamas en la franja de Gaza. En el discurso de Sánchez Cerén, El Salvador condena a Israel, sin mencionar los ataques constantes contra la población civil israelí Israel desde Gaza.

Sumando a todo esto la solidaridad que Sánchez Cerén expresó hacia el gobierno de Cuba, pero sin mencionar la falta de democracia y la no vigencia de Derechos Humanos en esta “hermana República”, El Salvador queda incorporado, sin trámite y sin discusión,  al bloque liderado por  gobiernos como Venezuela, Irán, Rusia, Bielorrusia, China, Cuba – todos de corte autoritaria.
(El Diario de Hoy)


Carta a los pocos buenos

Estimados amigios:
Hicimos el intento de hacer una evaluación crítica del balance que habíamos hecho de los primeros 100 días del nuevo gobierno del FMLN. Primero, la gran discusión se había que evaluar los 100 días de Sánchez Cerén o los 5 años +100 días del FMLN. En este debate un poco acalorado, mi colega y amigo Salvador Samayoa de repente se dirigió directamente a mi: “¿Cuándo en los últimos 5 años vos has reconocido una sola cosa buena al gobierno o al FMLN? No te creo, Paolo, que nunca hayas visto algo positivo. Pero nunca lo expresaste. Pensálo…”

Yo podría alegar que de vez en cuando, dentro de mis críticas, casi de contrabando, he mencionado alguna acción positiva del gobierno del FMLN. Pero pensándolo bien, Salvador tiene razón: Hay funcionarios y acciones de gobierno que se fueron an la chicagüita de la crítica general a un gobierno que, en general, fue un desastre. A estos que actuaron de buena fé, con honestidad y eficienia, los críticos nos quedamos debiendo el merecido reconocimiento.

Aunque yo siempre le señalé a Héctor Silva que para mi criterio fue un error haber apoyado a Funes en su campaña y luego entradado a su gabinete, tengo que decir también que en el FISDL hizo un trabajo formidable, transparente, una política de puertas abiertas. Y así hizo Carolina Avalos quien asumió esta cartera luego de la muerte de Héctor. Tan así que la única manera de entender la decisión del presidente Sánchez Cerén de relevar a Carolina es la profunda desconfianza que él y su partido tienen a profesionales verdaderamente independientes.

En cambio, en varias ocasiones he reconocido el trabajo de Jorge Meléndez al frente de Protección Civil. Encontró un cascarón abandonado y construyó una institución con capacidad de respuesta. Y no lo digo porque Jorge, en aquel entonces ‘Jonás’, ha sido mi jefe durante mis años en Morazán – un jefe político-militar ejemplar y muy humano, siempre pendiente de cómo proteger a la población civil de los estragos de la guerra. Lo que tiene en común con Héctor y Carlolina: el sentido de independencia y apertura al pluralismos político. Que bueno que Sánchez Cerén lo haya confirmado en su cargo.

Si hubiera escrito esta carta hace dos años, en este punto hubiera mencionado a Gerson Martínez. Pero vino el SITRAMSS y Gerson, quien me pareció uno de los mejores ministros del FMLN, hizo lo peor que puede hacer un político: sabiendo que este megaproyecto, del cual es responsable como jefe del MOP, estaba mal diseñado y corrupto desde sus origenes, lo dejó pasar, porque su partido y su presidente así se lo impusieron. Lamentablemente, Gerson queda al mando del MOP.

El que nunca recibió recocimiento, aunqye hizo un excelente trabajo durante los 5 años de Funes, es Antonio Morales Carbonell, quien estuvo al cargo del proyecto de la Reforma profunda y de largo plazo de la Administración Pública. Contra la indiferencia y amuchos obstáculos en el gobierno y el partido, Antonio elaboró un reforma, con todo y propuesta de ley, muy profesional y apolítica. Nunca hizo mucha bulla, tal vez por esto lo dejaron hacer lo que la lógica y la decencia le dictaba.

Aunque Antonio sigue trabajando desde la Secretaría que conduce Hato Hasbún, lastimosamente le quitaron este área de trabajo. Dicen que la Reforma Administrativa pasó a la Secretaría Técnica. Lo más probable es que pasó a una gabeta del olvido.

Otro que en este nuevo gobierno ya no está en la institución donde hizo un trabajo excelente, transparente, no partidario, es Geovani Berti. Nunca voy a entender porqué Sánchez Cerén, quien definió como meta prioritaria de su gobierno la atracción de inversiones, quitó a Geovani de PROESA para poner en esta oficina clave a un peon de ALBA Petróleo.

Deben haber otros que hicieron buen trabajo sin que yo me haya dado cuenta. Mis disculpas para todos ellos. Mis felecitaciones para las mentes independientes que entraron al gobierno de Funes. Lástima que a mayoría de ellos ha sido desplazada por cuedros del FMLN o de ALBA.

Saludos cordiales de Paolo Lüers
(Mas!/El Diario de Hoy)