Carta a todos los candidatos

Estimados amigos:
Me dirijo a todos los candidatos: a diputados, a alcaldes, a concejales – y de todos los partidos. Las elecciones son el 1 de marzo del 2015 - o sea faltan 6 meses. Para diputados, la campaña comienza hasta el 31 de diciembre - faltan 4 meses. Para alcaldes y concejos municipales, la campaña comienza el 31 de enero – faltan 5 meses. Esto quiere decir: 5 meses, señores Araujo, Quijano y Bukele (y todos los cientos de candidatos para las otras 261 alcaldías), en los cuales no deben hacer campaña, ni pedir el voto.

Tengan cuidado: Esta vez nosotros, los ciudadanos y votantes, vamos a castigar a los vivos que se quieren adelantar. Recuérdense: Los últimos van a ser los primeros.

Está bien que algunos partidos hagan de manera pública, o sea transparente, su selección de candidatos. El partido que hace elecciones internas, gana cierta ventaja porque sus candidatos reciben atención mediática. Por más abierto y transparente el proceso, más beneficio mediático. Pero esto, por ejemplo en el caso de ARENA, ya estuvo. Ya la oposición tuvo oportunidad de mostrar a la ciudadanía sus nuevas cartas. Pero cuidado, los nuevos candidatos no pueden deslizarse de un solo a una campaña adelantada. Caerían mal y perderían el capital político que acaban de ganar…

Luego los partidos pueden armar un debate público para armar su plan legislativo y sus planes de gestión municipal. Si lo hacen transparente, ganan puntos. Si logran involucrar a la ciudadanía, ganan puntos – sin adelantar la campaña.

En San Salvador ya estamos al punto de entrar en una campaña adelantada que en este caso duraría 6 meses, en vez de un mes que permiten la ley y la decencia. Pero cuidado, señores Walter Araujo y Nayib Bukele, no coman ansias, no comiencen a andar besando señoras de mercado, regalar o prometer babosadas, solo para ponerse a la par del alcalde Quijano, que obviamente tiene la ventaja de estar en la alcaldía. Y cuidada también usted, don Norman, de no usar los fondos del municipio para promoverse, y no valerse de su cargo para ganar ventajas.

Ya vimos al alcalde Bukele dando vueltas en el centro de San Salvador, donde no es alcalde – y aun no es candidato. Está bien que comience a ensuciarse los zapatos, porque solo en redes sociales y lanzando cohetes espaciales no llegará lejos en San Salvador. Pero cuidadito: lo ven metiéndose en campaña antes del tiempo y los capitalinos lo van a castigar. En el caso de Walter Arauja me da la impresión que da igual si hace campaña adelantada o no, de todos modos los capitalinos no le van a hacer caso. Pero bueno, un ex-presidente del Tribunal Supremo Electoral burlándose de las reglas electorales lo puede hacer perder lo poco de simpatía que podrá gozar…

También vemos en acción un “Comando Neto”, haciendo propaganda al vicepresidente de ARENA. Tampoco le ayudará más de lo que le restará…

Nosotros, los periodistas y generadores de opinión, también tenemos que calmarnos. Mucho de la culpa de las campañas adelantadas tuvimos los medios, iniciando el debate electoral antes del tiempo y jalando a los candidatos al ring, mucho antes del campanazo oficial del árbitro. Yo me incluyo. En los meses que faltan hasta que se abra la campaña habrá que hablar más de los problemas a resolver en el país y en la ciudad, y no tanto de los candidatos y sus propuestas. Para esto hay tiempo en enero y febrero del 2015.

A los candidatos serios les deseo prudencia, paciencia y suerte. Paolo Lüers
(Mas!/El Diario de Hoy)




Pandillas anuncian nueva fase del proceso de paz iniciado en 2012

 El día 29 de agosto voceros de las tres principales pandillas (MS,  18/Sur y 18/Revolucionarios) me entregaron un comunicado conjunto, en el cual anuncian que han decidido retomar el proceso de paz iniciado el 9 de marzo del año 2012. De hecho, anuncian que han puesto en práctica una segunda fase de este proceso, a partir de domingo 24 de agosto.

Los voceros explicaron que están dando este paso de manera unilateral, o sea sin ninguna consulta con el gobierno o con autoridades de seguridad.  Esta medida y el comunicado que lo anuncia y explica surgieron exclusivamente de la discusión entre las pandillas, y sólo han consultado algunos de los mediadores que han facilitado este proceso desde su inicio en el 2009.
Tratándose de un paso unilateral, no incluye ninguna concesión por parte del gobierno. Ni siquiera el comunicado plantea demandas al gobierno.
Los voceros explican que con este paso unilateral quieren crear una situación de menos violencia, miedo y tensión en el país que sea propicia para que el diálogo en el futuro puede producir acuerdos que acercan al país a una paz sostenible. Del gobierno solo esperan que por su parte de pasos que favorezcan y faciliten el diálogo, la mediación y la generación de métodos alternativos y pacíficos de solución de conflictos, tanto entre las pandillas, como entre pandillas, sociedad y Estado.
El comunicado incluye un catálogo de compromisos que las pandillas asumen, muchos de ellos ya puestos en práctica exitosamente en el período entre marzo del 20012 y junio del 2013, por ejemplo el cese de acciones armadas contra miembros de la PNC, la Fuerza Armada y la Dirección General de Centros Penales.
Los voceros además reiteran que todas estas medidas están consensuadas con los liderazgos adentro de los centros panales así como en los barrios, y que ya se han girado instrucciones claras a sus miembros en todo el territorios nacional a asumir activamente los compromisos incluidos en el comunicado.
(Paolo Lüers)



LOS VOCEROS NACIONALES DE LAS PANDILLAS: MSX3, BARRIO 18 (Sureños y Revolucionarios), MAO-MAO, MAQUINA, MIRADA LOCOS 13, PRIVADAS Y PRIVADOS DE LIBERTAD DE ORIGEN COMÚN; AL PUEBLO SALVADOREÑO Y DEMAS PUEBLOS DEL MUNDO, hacemos saber:

                       Que en los últimos días hemos compartido profundas y largas reflexiones a nivel nacional con nuestros compañeros privados /as de libertad y con todos aquellos que se encuentran en situación de libertad ya sean estos activos, retirados, colaboradores  y simpatizantes y hemos concluido que la situación de violencia que agobia al país - de la cual todos resultamos ser víctimas -  no puede experimentar resultados positivos si no damos nuestra decidida colaboración, pues como ya lo hemos dicho en innumerables ocasiones, si nosotros somos parte del problema, también podemos ser parte de la solución y eso ya lo hemos demostrado con mucho éxito, aun en contra de toda la oposición y las adversidades que este Proceso de Paz ha enfrentado.
                       Consecuentes con la anterior afirmación, queremos informar que por iniciativa propia hemos decidido dar inicio a partir del domingo 24 de agosto a una segunda etapa del Proceso  de Paz, iniciado el 9 de marzo de 2012, esta segunda etapa considera lo siguiente:
                       Renovación y reafirmación de los cinco compromisos iniciales: (1, Cesar todo tipo de hostilidades entre los miembros de pandillas. 2, Cesar acciones contra miembros y familiares de la FAES. 3, Cesar acciones contra miembros y familiares de la PNC. 4, Cesar acciones contra miembros y familiares de Custodios del sistema penitenciario y 5, Evitar al máximo la generación de víctimas civiles, llámese motoristas, cobradores, pasajeros y otros).
                       Profundizar los pactos por la vida y por la paz que se generaron en la primera etapa en los once municipios que se sumaron al proceso de Municipios Libres de Violencia, en los cuales, nos comprometimos a la erradicación gradual de todo tipo de delitos en los que participen miembros de pandillas. De igual forma, profundizar nuestro compromiso con las comunidades de la Zona Escalón, a la cual la declaramos: Zona de Paz.
                       Cesar todo tipo de acoso a los Centros Escolares y declarar estos como zonas de paz.
                       Suspender el reclutamiento forzoso.
                       Ampliar nuestro compromiso de ofrecer garantías para que puedan realizar (sin obstáculos) su trabajo los organismos humanitarios de socorro en las zonas donde tenemos presencia, este compromiso incluye a Comandos de Salvamento, Cruz Roja (nacional e internacional), Cruz Verde, socorristas diversos  y ambulancias del seguro social y de la red de hospitales públicos; así mismo, a las brigadas del sistema de salud que realizan operaciones de fumigación para combatir criaderos de zancudos.
                       Respetar y apoyar el libre y pleno desarrollo de los proyectos y programas que la Cooperación, Las Municipalidades, las Iglesias y las Ongs desarrollan en las comunidades para reinsertar social y productivamente a los jóvenes. 
                       Seguir realizando esfuerzos para mantener un clima armónico y de paz en los Centros Penitenciarios a fin de evitar que las condiciones infrahumanas del internamiento provoque situaciones de violencia que atenten contra la seguridad y la vida de la población reclusa. 
                       Concebimos este nuevo esfuerzo como una segunda oportunidad para que el país pueda alcanzar la paz, razón por la cual hacemos un llamado a todos los actores sociales a apoyarlo:
                       Al Gobierno de la Republica a brindar facilidades para que entes de la sociedad civil e Iglesias puedan facilitar el dialogo y la comunicación necesaria para dirimir conflictos domésticos y cotidianos que aseguren el éxito del Proceso de Paz en esta segunda etapa.

                       A los detractores, que defienden los intereses de los que se lucran de la violencia, les exhortamos a adoptar una actitud más patriótica, no pueden seguir favoreciendo la acumulación  de  riquezas a costa del sufrimiento, la sangre y las vidas que arrebata la violencia a los más humildes de este pueblo, denle una oportunidad a la paz.

                       Al Ministerio Público y la PNC, les pedimos que no nos criminalicen solo por el hecho de ser jóvenes y que en el impulso de la modalidad de Policía Comunitaria, tengan sumo cuidado de no provocar confrontación entre las comunidades y los jóvenes; donde esta modalidad ha funcionado (al norte de Ciudad Delgado  y El Pino en Santa Tecla) es donde el Policía se ha convertido en agente de cambio y de apoyo a la comunidad y es así como se ha ganado la confianza de la gente,  porque la confianza se construye paso a paso, no se ordena ni decreta.

                       A los medios de comunicación les exhortamos a no sobredimensionen la situación de violencia, a que promocionen no solo los hechos violentos, sino también todas aquellas acciones positivas que desarrollamos los jóvenes, no olviden que la situación de violencia es también un asunto de percepción y esa la generan ustedes con sus noticias y esa es la imagen del país que se proyecta tanto interna como externamente, entonces pues, ustedes también tienen responsabilidad en la situación del país,  si es más o menos violento, también dependerá de cómo ustedes comuniquen lo que acontezca.

                       A los miembros de los Partidos Políticos, les exhortamos a no perder la seriedad y la responsabilidad en el manejo del tema de la violencia, motivados por intereses de tipo electorero, impulsando iniciativas que en lugar de prevenir y disminuir violencia más bien la estimulan y alejan la posibilidad de alcanzar la paz. Por el contrario, les invitamos a apoyar el proceso de Paz y les aseguramos que con ello obtendrían mayor apoyo político que el que buscasen mediante acciones populistas.

                       Finalmente, queremos expresar nuestro más profundo agradecimiento a los facilitadores de este Proceso de Paz, que desde sus inicios nos han exhortado a seguir adelante, a no desmayar, a no perder la fe y la confianza, a no volver al pasado. Ellos nos enseñaron que el horizonte de nuestras vidas no se podía limitar a la cárcel, el hospital o el cementerio, nos enseñaron también la cuarta opción de la reinserción social y productiva mediante el abandono de la violencia, gracias mil por esas enseñanzas y porque han confiado en nosotros y nos han exhortado a dar este nuevo paso que inició el 24 de agosto, a todos les decimos que haremos todo lo posible para no fallar, pero también les recordamos, que esta es tarea de todas y todos los salvadoreños.

El Salvador, 28 de agosto de 2014.

Carta a Salvador Sánchez Cerén

Estimado señor presidente:
Hay unos sindicalistas en Santa Ana, que están esperando respuesta de su presidente. Son los enfermeros del Hospital Nacional San Juan de Dios. Usted recibió de ellos una carta el 27 de julio, donde le invitan a visitar el hospital para conocer de primera mano los problemas que enfrentan. “Nos

avocamos a usted para solicitarle a su distinguida persona que nos visite en nuestro querido hospital nacional, lo esperamos con las puertas abiertas para que conozca nuestras necesidades reales…”
Como su ministra de Salud probablemente no le ha informado, los enfermeros de Santa Ana tienen meses de estar pidiendo la sustitución de la jefa de enfermeros y del director, por incapacidad, por actos arbitrarios contra los trabajadores y su sindicato. También cuestionan el manejo de los recursos, las adquisiciones y la contratación de servicios por parte del director.

Las autoridades de Salud les han prometido sustituir a la jefa de enfermería, pero no han cumplido su compromiso firmado con el sindicato. Por tanto, ahora no les queda otro recurso que pedir hablar con usted: “Le rogamos que ponga atención a nuestra delicada situación, haciendo caso a su discurso y claro mandato que ir a dialogar…”

Esta gente, lejos de ser opositores derechistas, son sindicalistas y servidores públicos que se ponen a su disposición: “Señor presidente, cuente con nosotros para apoyar y emprender día a día luchando para controlar todos los obstáculos y adversidades para cumplir con sus políticas de gobierno… pensando en los miles de pacientes que son atendidos por todos los trabajadores en nuestro querido hospital nacional San Juan de Dios de Santa Ana.”

Presidente, le reto a realizar uno de sus próximos programas de radio y televisión “Gobernando con la Gente” en Santa Ana, en el San Juan de Dios, con micrófono abierto para los enfermeros, los médicos, los pacientes, los jefes cuestionados, la ministra de Salud. Se lo pongo como reto, porque sería una acción audaz por parte de usted: puede convertir su programa de los sábados de un show de propaganda en un verdadero encuentro con la ciudadanía. En cambio, si no se atreve a ir a Santa Ana para debatir con los sindicalistas del hospital, de una vez por todo usted pierde el beneficio de la duda que muchos trabajadores le están dando.

Usted podría decir: este problema lo vamos a resolver sin debate público, mejor voy a mandar a mi secretario de diálogo a ver cómo resuelven. Pero no. Hato Hasbún no va a resolver nada. Hato ya intervino, ya hizo promesas, y nada se resolvió. El reto es con usted, que viene de raíces sindicales - y tiene el poder de poner orden en la mala administración que sufren muchos hospitales. Y tiene que ser un debate abierto y sincero, no una de estas visitas relámpago a hospitales que le prepara su equipo de campaña. Y público, porque estarán discutiendo problemas que afectan a todo el sistema de salud.

Los sindicalistas y los pacientes de Santa Ana lo están esperando, señor presidente. Y este escritor de cartas, también. Porque le cuento un secreto: tengo las mismas raíces sindicales que usted. En los movidos años 70, cuando usted organizó maestros en Andes 21, yo incorporé a obreros migrantes al sindicato IG Metall en Berlin.

Así que no quedemos mal con los trabajadores de Santa Ana. Saludos, Paolo Lüers
(Mas!/El Diario de Hoy)

Carta a Juan Pablo Fontán

Estimado Juan Pablo:
No recibiste suficiente apoyo en las elecciones internas de ARENA para convertirte en candidato a diputado. Lo que es una gran lástima, porque para mi fuiste el candidato ideal para impulsar la renovación: joven, proveniente del mundo de los movimientos cívicos, y como fundador y dirigente de ‘Un Techo para mi País’ con una gran experiencia organizativa y un sólido compromiso social. Un tipo que puede sostener debates sobre la necesidad de renovar la esencia ética de la política, pero que al mismo tiempo está acostumbrado a ensuciarse las botas y las manos en los barrancos y los cantones resolviendo problemas con la gente.

Para mi, fuiste el candidato ideal. Sin embrago, las bases de Arena no votaron por vos. Hay dos maneras de explicarlo: o no votaron por vos, porque sabían qué tipo de candidato sos - y qué impulso de cambio pueden esperar de vos; o no votaron por vos simplemente porque no te conocen. En el primer caso, el resultado negativo expresaría un rechazo político a tu postura de renovación y compromiso social. Esto sería gravísimo, porque significaría que la mayoría de los militantes de Arena no quiere la renovación. Cosa que no creo, porque votaron por los de otros candidatos renovadores.

Considero más lógica la otra explicación: no votaron por vos, porque no lograste proyectarte como potencial líder de la renovación. En este caso, no hay ninguna razón de tirar la toalla, y lo que te toca es seguir trabajando para que la corriente renovadora en la oposición agarre más fuerza, más transparencia y más apoyo popular. Me alegra de sobremanera que vos, son ninguna vacilación, decidiste ir por este camino, anunciando que vas a seguir trabajando, dando apoyo a lo que se está conformado como corriente de renovación en el partido. Te felicito por esto.

Y tienes toda la razón: Los resultados de la contienda interna del 24 de agosto son sumamente positivos. Es un primer paso bien dado. El partido se abrió, entraron nuevos liderazgos – y fueron las basas que abrieron las puertas. Era una elección de apertura, no para definir un nuevo rumbo del partido. Y la apertura se logró.

Ahora el espectro de lo que ARENA representa ante la nación es mucho más amplio, con mucho más vínculos entre partido y sociedad. No se cambió el carácter ideológico del partido, pero sí se amplió. Hoy existe pluralismo. Aparte de los sectores conservadores, que también se consilidaron con algunos de los candidatos electos el 24 de agosto (los militares, los fundadores, los hermanos Rodrigo y Roberto Ávila), entraron con el mismo derecho y la misma fuerza liberales, activistas de movimientos sociales, profesionales progresistas. Juntos con dirigentes como Ana Vila, David Reyes, Edwin Zamora, René Portillo Cuadra, Rodrigo Molina y otros van a formar una poderosa corriente renovadora.

Esto es un logro que tal vez no muchos dentro de la oposición han entendido en toda su dimensión. Las bases de un partido, que durante décadas se mantuvo cerrado frente la sociedad, impusieron la apertura y la conversión de ARENA en una partido plural, con amplitud y diversidad de pensamientos, incluso con competencia interna de ideas.

Esta competencia sana dentro de un partido que ya no es vertical, autoritario y monolítico sino ahora es horizontal y plural se expresará plenamente en el voto por cara en las próximas elecciones. Son los votantes que el 1 de marzo del 2015 van decidir si quieren ser representados por el veterano general Juan Orlando Zepeda o por el joven empresario John Wright Sol; por el ex ministro y candidato presidencial Rodrigo Ávila o por el libre pensador Juan Valiente; por la diputada actual Silvia Estela Ostorga de Escobar, que nadie conoce, o por Mayteé Iraheta, la candidate más joven que representa la juventud de Sonsonate…

A partir de ahora, el partido opositor es más amplio, se dirige a sectores más variados, y tiene ofertas para nacionalistas y liberales, conservadores y progresistas.  

Para vos, Juan Pablo, y los jóvenes que apostaron a vos, habrá espacio y trabajo de sobra.

Saludos, Paolo Lüers
(Mas!/El Diario de Hoy)

Carta a ARENA

Voy a abusar de este espacio de opinión. El 19 de agosto dirigí una carta a los militantes de ARENA que el domingo 24 van a decidir sobre las candidaturas a diputados de su partido. Bueno, los que no están reservadas para los actuales diputados. Pero este acto de apertura, relevo y democracia interna de uno de los partidos mayoritarios es tan importante que le voy a dedicar otra carta. No importa que los ortodoxos de derecha digan que es una intervención indebida de alguien ajeno al partido en sus asuntos internos. No importa tampoco que los ortodoxos de izquierda digan que con esto me destapo como arenero.
Ambos están equivocados. Lo que está pasando con esta elección interna de ARENA es un paso de apertura hacia la sociedad civil. Un cambio en la relación partido-sociedad. Por tanto, desde la sociedad civil todos tenemos derecho de intervenir. Si en el FMLN se diera una proceso parecido, con gusto intervendría - así como lo hice cuando los renovadores aun formaban parte del Frente y hubo un debate abierto sobre estrategia, democracia interna y el futuro de la izquierda…

Me hubiera gustado que el proceso de apertura y democratización de ARENA fuera más coherente e integral. Me hubiera gustado que TODAS las candidaturas, incluyendo las de los actuales diputados, fueran sujeto a debate, evaluación y decisión de las bases. Me hubiera gustado que el partido hubiera salido activamente al encuentro de la sociedad civil y sus organizaciones para identificar a nuevos candidatos que pueden representar a la ciudadanía y dar nuevos impulso a la oposición. Me hubiera gustado que esto se hubiera convertido en una verdadera elección primaria.

Me hubiera gustado -y creo que hubiera sido sumamente positivo para el país- que en esta primaria se hubieran relavado la mayoría de los diputados.

Pero esto no va a pasar. El proceso es más lento, más tímido, menos audaz – pero constituye un paso bueno. Y  depende de ustedes sacarles el mejor provecho y llevarlo a los mejores resultados.

También me hubiera encantado que más líderes surgidos en la sociedad civil se hubieran apuntado para pasar de la puerta que Arena les abrió. Pero algunos sí se apuntaron y hay que apoyarlos.

Hoy apenas se inicia el proceso de relevo de ideas y liderazgos. Pero ustedes tienen la oportunidad de volverlo irreversible y darle la fuerza necesaria para que en las elecciones del 1 de marzo del 2015 cambiemos el mapa político. Para esto, ustedes tienen que apostar a la renovación y la apertura. O sea, a los candidatos que representan esta tendencia.

¿Cómo? Priorizando el voto para las caras frescas que representan la nueva alianza con la ciudadanía, con los independientes, con la juventud, con la masa citica de la sociedad. Para que la gente entienda y apoye la apertura de ARENA, las caras nuevas tienen que recibir un mandato fuerte en la votación del 24.

En este sentido, yo me tomo el derecho a recomendarles votar por Juan Pablo Fontán y Johnny Wright Sol en San Salvador, y por Juan Valiente en La Libertad. Los conozco lo suficiente para apoyarlos públicamente. Hay otros que no conozco personalmente, pero a lo mejor ustedes sí los conocen como buenas alternativas para dar sentido al voto por cara en las elecciones de marzo: Jorge Santacruz y José Roberto Zablah en San Salvador; Felissa Cristales y Ricardo Andrés Velásquez Parker, en La Libertad; Lucrecia de Domínguez y Maytee Iraheta, en Sonsonate; Claudia Gazzolo de Munguía en Ahuachapán; Javier Palomo en Santa Ana; e Irma Patricia Zavala, en San Vicente. Si hay otros que se me escaparon, cada uno de ustedes complete la lista. Pero aprovechen la oportunidad y apuesten al futuro.

Saludos, Paolo Lüers
(Mas!/El Diario de Hoy)

Carta al arzobispo

Estimado monseñor José Luis Escobar Alas:
Espero que lea mi columna transversal que hoy mismo sale en las páginas editoriales de El Diario de Hoy, sobre su tema favorito de los últimos días: el “estado fallido”.

No tenemos “estado fallido”. Tenemos un gobierno que falla. Digo esto para que nadie confunda mi posición con la del gobierno del FMLN, que también rechaza la tesis del “gobierno fallido”. Claro, tiene que defenderse, nadie quiere ser gobierno de un estado fallido. Pero peor aun sería para el gobierno reconocer que el fallido es él, no el estado…


El presidente, en un acto en honor a los policías muertos en el cumplimiento de su deber, lo mandó a callar. Es más, el presidente le reclamó, básicamente diciéndole: Y usted, ¿por qué habla de “estado fallido”, si su iglesia es parte de nuestra estrategia de seguridad? Bueno, usted en algún momento se dará cuenta que hasta la fecha, lo único de lo cual ustedes y el PNUD son parte es una estrategia de relaciones públicas para hacernos creer que hay estrategia de seguridad…

Usted, monseñor, como vocero de la Iglesia Católica tiene que tener cuidado con sus palabras. No para ahorrarse reclamos del gobernante, estos no importan, sino para preservar su autoridad moral ante la nación. Aunque su antecesor y usted mismo han hecho un uso inflacionario de su intervención política de todos los domingos, todavía está viva la tradición de monseñor Oscar Arnulfo Romero – y ella da mucho peso a la palabra política del arzobispo. Usted no debería hablar de “estado fallido”, sino más bien de lo que hay que exigir al gobierno para que nunca lleguemos a esta calamidad…

 
Y si su Conferencia Episcopal ya está comprometida con la iniciativa publicitada del gobierno de crear una política de seguridad del estado, ustedes deben hacer transparente esta su participación, sus términos, y sus condiciones. Para la Iglesia tiene mucho sentido participar en la búsqueda de la paz, así como lo ha hecho su obispo hermano Fabio Colindres. Es su deber. Pero tiene que hacerlo de manera transparente, para poderse convertir en el instrumento de la sociedad civil frente al gobierno y sus autoridades. Lo que no se vale es, por una parte, hacerse instrumento de las estrategias del gobierno, y por otra parte (y para lavarse la cara), hablar de “estado fallido”.

Tendremos un “estado fallido” cuando además del gobierno también falle toda la sociedad civil – y esto incluye la Iglesia… y los partidos, el sector privada, la academia, la opinión pública. No estamos en este punto.

Con todo respeto, le pido revisar sus discurso. Paolo Lüers
(Mas!/El Diario de Hoy)

Columna transversal: País quebrado y estado fallido, dos distracciones

Dos diagnósticos fatalistas se han puesto de moda en El Salvador: que ‘el país está quebrado’ y que ‘somos un estado fallido’. Ambos son falsos. Falacias irresponsables. Son peligrosos, porque socavan la confianza en un país, cuya economía y seguridad ya están en crisis – y las puede terminar de hundir. Self-fulfilling prophecy - profecía autocumplida.

El país no está en quiebra, las finanzas públicas están en quiebra.

Tenemos gobiernos que fallan ante su responsabilidad, pero no un Estado fallido.

Mal gobierno, mal manejo de finanzas públicas, y políticas públicas erróneas ponen un país en crisis, pero solamente terminan llevándolo a la quiebra económica y a un estado fallido si la sociedad pierde la confianza en su capacidad de superar esta crisis.

Un país es mucho más que un gobierno y sus políticas, y la economía de un país es mucho más que sus finanzas públicas.

La economía salvadoreña ha aguantado políticas públicas erróneas y populistas de las administraciones Saca y Funes. Ha perdido su capacidad de generar crecimiento, pero no ha quebrado. La economía ha sobrevivido tres reformas fiscales, que nos han traído nuevos impuestos y menos transparencia. Todas las reformas fiscales son malas si no hacen más simple y transparente el sistema tributario. Nuestra economía ha sobrevivido el declive en todos los diferentes índices que miden el clima adecuado para inversiones;  ha sobrevivido la sistemática confrontación del gobierno Funes con el sector privado - y no ha quebrado. Todavía crecen la exportación y la industria. Todavía tenemos una economía que puede recuperar su crecimiento mañana, con tal que las políticas públicas dejen de restringirla y focalicen la inversión pública consecuentemente en educación y una seguridad basada en la inclusión social y la transformación de los guetos.

El problema de las finanzas públicas, que el gobierno del FMLN, lejos de resolverlo, está profundizando, se puede volver manejable con la conjugación de varios factores: crecimiento económico, austeridad en el gasto público, y políticas públicas que logren comprometer al sector privado en estrategias de largo plazo.

Expertos en la materia afirman que incluso las finanzas del Estado, aunque son mal manejadas por los gobiernos del FMLN, podrían sanarse a corto plazo con medidas adecuadas que perfectamente están al alcance de un ejecutivo y una legislativa responsables. O sea, no es un problema estructural, es reflejo de políticas erradas. Pero estas se esconden detrás de la falsa imagen de un país quebrado. Se habla de nuevos modelos económicos, en vez de revisar de fondo las políticas públicas adoptadas por los dos gobiernos del FMLN.

Algo parecido pasa con la afirmación irresponsable que El Salvador es un “estado fallido’. Fatalmente, se juntan corrientes de izquierda que quieren empujar al FMLN hacia cambios más fundamentales (o incluso fundamentalistas). En esta categoría caen las posiciones de Héctor Silva hijo, quien difunde la tesis que la PNC, por a infiltración de ex-militares y sus conexiones mafiosas, tiene un pacto con el crimen organizado. No habla de individuos que, igual que en cualquier policía del mundo, dentro de la PNC pueden tener conexiones con el crimen organizado – habla explícitamente de un problema institucional y estructural: la PNC como institución está comprometida y por tanto no puede cumplir su rol de combate al crimen. Ergo: estado fallido.

Lo más absurdo es que estas posiciones son retomadas no sólo por voceros de  la UCA, de El Faro y de FESPAD, sino igualmente por representantes oportunistas de la derecha.  En su afán de criticar al FMLN y su gobierno les conviene la teoría de la quiebra y del estado fallido. Echan al niño con el agua de la bañera. En vez de someter las políticas de seguridad del gobierno a un análisis crítico y proponer alternativas, hacen juicios sumarios con el veredicto de un estado fallido. El argumento: si el estado, en partes de su territorio, no puede mantener el control, ni garantizar los servicios básicos ni imponer el monopolio estatal de ejercer violencia, se trata de un estado fallido. Felicidades: aplicando criterios tan generales, toda América Latina se compone de estados fallidos, tal vez con excepción de Chile, Costa Rica y Uruguay. Ni hablar de África, el mundo árabe  y buena parte de Asia. Entonces, “estado fallido” se vuelve sinónimo de subdesarrollo, tercer mundo, país en desarrollo… Felicidades, ¡excelente análisis!

Igual que en el tema económico, aquí aplica lo mismo: el gobierno y sus políticas están fallando, hay que cambiarlos, urgentemente. Cuando una habla de “estado fallido”, esto parece imposible. Reparar un “estado fallido” requiere mucho más que una corrección de políticas públicas o un cambio de gobierno. Implica una refundación del estado, cambios en la correlación de fuerzas entre gobierno, poderes, sociedad, sector privado. Sólo la izquierda troglodita puede tener interés en una refundación del estado. Por esto promueve la tesis del ‘estado fallido’, echando la culpa a los 20 años de ARENA…
(El Diario de Hoy)



La Veda hace agua

Hay peligro real que todo el esfuerzo que el país ha hecho se venga al traste. No quiero ser fatalista pero el proceso de conservación de tortugas marinas está en una fase crítica. La veda total y permanente del consumo de huevos de tortuga ya tiene cinco años y durante estos cinco primeros años contó con decidido apoyo de USAID; ahora los salvadoreños estamos solos y llegó la hora de demostrar que el cambio es irreversible.
Un estudio hace cinco años hablaba que más del 90 % de los salvadoreños pensaba que estaba bien comer huevos de tortuga, cinco años después encontramos sólo 4 % que dice que come huevos de tortuga y un 26 % que dice que comería si tuviera la oportunidad. Hemos cambiado de un 90 % a un 30 % de consumidores potenciales en sólo cinco años, es un cambio histórico en el país. Es un ejemplo que los salvadoreños cuando queremos podemos.
La estrategia fue, por un lado, concienciar a todos los salvadoreños que "Yo no como huevos de tortuga", era el camino a seguir. Y lo logramos, sólo un 30 % de potenciales depredadores quedan. Por el otro lado había que trabajar con los medios de vida de las comunidades costeras. Para esto se estructuraron viveros en donde se da una compensación de dos dólares por docena recibida. De esta manera los tortugueros podían seguir obteniendo algún ingreso, mientras el peso de la ley caía fuerte sobre los que no cumplen la normativa.
Ahora los corrales siguen funcionando, con el aporte de la empresa privada salvadoreña y de algunas alcaldías visionarias; el Fondo Iniciativa para las Américas también apoya. La campaña para ser "Uno más que no como huevos de tortuga" sigue viva. Pero hay grave peligro que se pierda lo ganado.
La veda hace agua, se cuelan los saqueadores de tortugas, playas como San Diego, la Zunganera o La Puntilla se han convertido en lugar donde abundan los saqueadores; los tortugueros concientizados los combaten en las playas pero sin más apoyo no lo van a lograr. Los restaurantes parece que ya han perdido el miedo a las sanciones: en el Mercado Central, en el mercadito de Merliot, enfrente a la gasolinera del puerto de La Libertad, en los restaurantes flotantes de la Puntilla y muchos otros lugares han regresado al menú los huevos de tortuga.
Estamos en un punto débil, necesitamos acciones urgentes y recursos para poder seguir con el proceso. Pero sobre todo una fuerte aplicación de la ley. Necesitamos la denuncia social, es importante tomar fotos de restaurantes o personas que trafican, necesitamos que estas lleguen a la Fiscalía y que se procese a todos estos pequeños delincuentes.
El Salvador cambió, es un nuevo país, no podemos dar un paso atrás. También por eso de una vez por todas firmemos la Convención Interamericana para la Protección y Conservación de las Tortugas Marinas, sólo nosotros y un par de países no somos firmantes y tenemos un ejemplar programa de conservación, urge ser parte y urge garantizar que el programa continúe.
*Director Ejecutivo FUNZEL. Publicado originalmente en El Diario de Hoy 19 de Agosto de 2014. http://www.elsalvador.com/mwedh/nota/nota_opinion.asp?idCat=50839&idArt=9028658

Carta a los militantes de ARENA

Amigos:
Ustedes (por lo menos una buena parte de ustedes) decidirán este fin de semana sobre los candidatos que su partido postulará para las elecciones para diputados. Ojala que ustedes tengan claro que de la sabiduría con la cual ustedes deciden sobre sus candidatos dependerá si en marzo del 2015 surja una oposición o si el bloque FMLN-GANA se queda con todo el poder.

Si ustedes se inclinan por candidatos que no entienden la necesidad de la renovación de la oposición, el resultado en marzo se va a parecer al resultado de la primera ronda presidencial en enero de este año.
--> 
En cambio, si ustedes incluyen en su planilla candidatos que representan el relevo generacional y de ideas, así como la apertura del partido ARENA hacia la sociedad civil, el resultado electoral será parecido o incluso mejor que el resultado de la segunda ronda electoral presidencial en marzo del 2014.

¿Cuál fue la diferencia entre primera y segunda ronda presidencial? En la primera ronda se presentó un partido cerrado, aislado de la sociedad civil y sus expectativas. Y perdió. En la segunda se movilizó el resto de la oposición contra Funes y el FMLN, la oposición civil, la masa crítica de la sociedad. Y de repente Arena obtuvo medio millón de votos más..

En marzo del 2015, en las elecciones de alcaldes y diputados, no habrá segunda vuelta. La oposición tiene que abrirse hacia la sociedad civil desde el principio, ¡desde ya! Esta apertura tiene que reflejarse en las listas de candidatos. En cada departamento debe haber en la planilla opositora caras nuevas que reflejan ideas nuevas, aliados nuevos, políticas frescas, formas renovadas de hacer política. Si ustedes, en la votación interna del 24 de agosto, apuestan a la apertura del partido, la sociedad y sobre todo la juventud los va a apoyar en marzo. En cambio, si ustedes en las votaciones internas del 24, no se atreven a apostar a la renovación, el relevo y la apertura, el país pierde la oportunidad de establecer en marzo un sano equilibrio entre gobierno y oposición.

Cuando el 24 de este mes deciden sobre sus candidatos, se van a encontrar con nombres y caras que tal vez no representan la tradición del partido, pero sí su futuro a la par de una sociedad civil cada vez más exigente, más crítica, más independiente. La tradición del partido está garantizada por su dirigencia, por ustedes mismos, y por los 28 diputados que buscan reelección. Completen las planillas con gente nueva capaz de construir una oposición amplia que en el futuro puede reconstruir lo que estos dos gobiernos del FMLN están dañando o incluso destruyendo.

Está en sus manos mandar a las caras nuevas y los futuros liderazgos a la batalla electoral con fuerza, con respaldo de las bases, pero también con un mandato claro de construir una nueva oposición basada en transparencia, principios, competencia profesional, honestidad intelectual. Está en sus manos el 24 expresar que el partido quiere renovación, y que la apertura hacia la sociedad civil y sus expectativas democráticas no es una movida táctica sino una necesidad sentida por las bases.

En este contienda se han apuntado gente muy valiosa, que antes jamás participaron en política partidaria. Son jóvenes, mujeres y profesionales que han aprendido que para cambiar las cosas hay que meterse y asumir responsabilidades y compromisos. Si ustedes, las estructuras del partido, no los dejan entrar, la sociedad civil va a dejar solo al partido ARENA – y todo lo que se ganó entre enero y marzo del 2014 se volverá a perder, a lo mejor para siempre. Si en la planilla que ustedes van a componer para San Salvador, entre 24 candidatos no caben jóvenes como Juan Pablo Fontán y Juan Wright Sol, todo el mundo vamos a entender que ARENA no quiere apertura ni renovación. O si en La Libertad, a la par de Rodrigo Ávila y el Grillo Barrientos no cabe un intelectual como Juan Valiente, ¿qué puedo esperar de ARENA?

Está en sus manos componer planillas plurales, donde a la par de los diputados actuales estén caras nuevas de personas con nuevas ideas. La amplitud de la oferta de ARENA será la receta para ganar. Atrévanse a votar por el futuro.

Confiando en su sabiduría, les saluda Paolo Lüers
(Mas!/EDH)

Carta desde Alemania (3): sobre armas

Un terremoto en Alemania. Algunos dirigentes políticos, de diferentes partidos, pero a los cuales les une el valor de provocar debates controversiales, exigen en voz alta: ¡Armas para los kurdos!

Es como si alguien se echara un pedo en plena misa. La misa es el discurso pacifista, humanitario de todos los partidos, todas las iglesias y todos los intelectuales. Discurso que suena bonito, y que normalmente es correcto cuando se exige que Alemania no exporte armas a zonas de conflicto. Pero en el caso de la actual situación en Irak, este discurso es cínico e hipócrita. Hay una milicia islamista ultra radical y armada hasta los dientes llamada IS (Estado Islámico), que masacra a cristianos, kurdos, chiitas – a todos que no comulgan con su versión sangrienta del Islam. El gobierno central del Irak y su Fuerza Armada no pueden detener a los genocidas, porque Obama, cuando se retiró, los dejó en un Estado lamentable de corrupción y división religiosa y étnica. Cuando los islamistas de IS tomaron control de buena parte norte del Irak, cuando las tropas del gobierno del Irak se rindieron y les entregaron las armas, y cuando las masacres comenzaron, Obama esperó semanas antes de ordenar por lo menos algunos ataques aéreos al Califato programado por el IS. Too Little too late. Demasiado pinche, demasiado tarde…

Los únicos que se enfrentaron a las milicias relacionadas a Al Qaeda, fueron los kurdos y sus milicias, que controlan sus territorios en el norte de Irak. Y los únicos que inmediatamente aparecieron para apoyar a los Peshmerga, fueron los guerrilleros kurdos de Turquía del PKK.

Regresemos al debate en Alemania: Todos coinciden que hay que ayudar a las minorías religiosas y étnicas que están siendo perseguidas y masacradas por lo que se llama el “estado Islámico” que los islamistas están creando en partes de Irak y Siria. Discuten sobre “ayuda humanitaria”, y algunos llegan a proponer “equipos no letales” – y el gran debate es si los entregan al gobierno central del Irak o directamente a los kurdos.

En medio de esta discusión estéril aparecen voces disonantes y dicen: Dejémonos de pajas, en Irak necesitan armas y municiones, y hay que dárselos a los únicos que están combatiendo: los milicianos kurdos del Norte de Irak y sus aliados, los guerrilleros kurdos de Turquía y Siria. Y lo que pasa es increíble: el diputado Gregor Gysi del partido La Izquierda, algunos dirigentes de Los Verdes en incluso conservadores del CDU, que exigen inmediata ayuda militar para los kurdos para evitar mas masacres en Irak, son atacados en sus propios partidos. Se topan con el dictado de lo políticamente correcto, y esto dice: ayuda humanitaria, pero nunca mandar armas a zonas de conflicto.

En mayo del 1980, fui parte de una campaña muy polémica en Alemania, pero también inmensamente exitosa, que se llamó “Armas para El Salvador”. Bajo el impacto del asesinato a monseñor Romero y de la represión sistemática contra opositores en El Salvador, lo políticamente correcto en la izquierda alemana era la ayuda moral y humanitaria para el movimiento popular salvadoreño. Nosotros, con una campaña muy transparente y provocativa, exigimos públicamente y sin disfraz: Hay que apoyar a la insurgencia, y lo que necesitan es dinero para armas. Y recolectamos, en solo un año, unos 3 millones de dólares - para armas, no para asistencia humanitaria.

En el 1980, logramos cambiar lo políticamente correcto. Armamos una gran controversia, y al final grupos sindicales, estudiantiles y hasta religiosas aportaron dinero para armas. Hoy pasa algo parecido. Unos cuantos levantan la voz, se arriesgan y se rebelan contra el dictado de lo políticamente correcto - y la gente lo entiende y apoya. Ya hay cambios en la opinión pública alemana: el influyente semanario DER SPIEGEL publicó un editorial exigiendo que se levante el embargo de armas para los kurdos. Y la ministra de Defensa, Ursula von der Leyen, comienza a hablar de la necesidad de apoyar a los kurdos con armas, no solamente con discursos. Al rato el gobierno alemán va a mandar armas y directamente donde saben usarlas: a los kurdos. La suerte del Irak no puede depender de pusilánimes como Obama.

Saludos, Paolo Lüers

(Mas!/EDH)