Carta a los falsificadores

Déjenme decirles que dan lástima. Un tuitero escribió ayer sobre ustedes: "Ni siquiera el mal saben hacer bien". Se refirió a su intento de atacarme a mí poniendo en boca de los pandilleros un comunicado falsificado donde me denuncian como agente encubierto de los narcos mexicanos. Qué interesante... Hace poco ustedes decían que me pagaba el gabinete de seguridad del gobierno de Funes...

No es la primera vez que ustedes circulan documentos falsificados para quitarme credibilidad a mí. La primera vez fue el famoso cheque emitido por una cuenta bancaria de ARENA que ustedes metieron a photoshop, alteraron el monto y lo pusieron a nombre mío, para "prueba" de que trabajo y escribo a sueldo de ese partido. No les funcionó, porque al rato el banco difundió un facsímil del cheque original emitido de esta cuenta con este número -y obviamente nada tenía que ver conmigo. Quedaron ustedes en ridículo. Tan así que un usuario de Facebook se dedicó también usar photoshop y a publicar el mismo cheque a nombre de varios preeminentes políticos -para mostrar que no requiere ningún arte falsificar un cheque.

Pero lo que hicieron hoy es aún más torpe. Con el cheque quisieron comprometer a un partido, y todo el mundo sabe que en nuestro país, los partidos aguantan cualquier ofensa. Cualquier bolo los insulta impunemente.

Pero ustedes, con este comunicado, se metieron con gente seria. Me pregunto: ¿Quién en este país es tan pendejo de meterse, de un solo, con los meros macizos de las dos grandes pandillas que operan en el país? Por si con algo estos señores no permiten joder a nadie es con su palabra. Tienen códigos de conducta que se basan en la palabra de sus jefes. Por esto los llaman "palabreros".

No se preocupen. Ellos ahora no andan en la onda de buscarlos a ustedes y preguntarles a título de qué están comprometiendo su palabra. De todos modos el asunto ya está arreglado, de manera bien simple y pacífica: grabamos y publicamos un video donde el Viejo Lin y el Diablito de Hollywood, los dos principales voceros de ambas pandillas, están conmigo cagados del chiste y desmintiendo el tal comunicado.

EL COMUNICADO FALSO

Ustedes no lo van a entender, porque simplemente el odio y el resentimiento político los tienen ciegos, pero la base de este proceso de la tregua es confianza. Los pandilleros confían en los interlocutores que hemos discutido con ellos de manera franca y muy directa durante meses. Ellos nos retan y nosotros les desafiamos, a veces a gritos. Esta confianza y este proceso nadie lo va a botar tan chiche con unas mentiras y falsificaciones. Mucho menos cuando se hacen de manera tan burda como las de ustedes. Por esto repito lo que un tuitero me escribió: "Ni si quiera el mal saben hacer bien".
Sigan practicando, el photoshop y las redes sociales son de choto.
 
(Más!/EDH)

Vea nota en EDH: 

Vea el video en el cual los pandilleros contestan a la mentira: