Carta de David Munguía Payés a La Pagina

Reproducimos la carta que el ministro de Justicia y Seguridad, David Munguía Payés, escribió al director de La Pagina, para aclarar conceptos equivocados publicados en una nota publicada por este medio (vea abajo de la carta). También anexamos la nota de rectificación que La Pagina publicó luego de recibir la carta.

 

 La nota de LA PAGINA del 13 de septiembre:
"Comisión Humanitaria" apoyará 
vigencia de tregua entre pandillas

El gobierno trabaja en la creación de un grupo de apoyo transnacional que garantice la tregua entre pandillas MS y 18. Para los mediadores de la tregua, Raúl Mijango y Fabio Colindres, hay un ofrecimiento de $500 mil para seguir con sus tareas e impulsar proyectos complementarios a sus gestiones.

Última actualización: 13 DE SEPTIEMBRE DE 2012 22:53 | por Victor Hugo Dueñas LA PAGINA


A seis meses de lograda la tregua entre las pandillas MS y 18, que mantiene entre cuatro y cinco el número de homicidios diarios, las autoridades de Seguridad trabajan en conformar un grupo especial que contribuya a mantener el cese de hostilidades de forma permanente.

Con la colaboración de la Organización de los Estados Americanos (OEA), el gobierno de Mauricio Funes, ONGs, países amigos de El Salvador y empresarios salvadoreño se dará vida a la "Comisión Humanitaria" que tendrá la responsabilidad de administrar proyectos vinculados a la violencia de pandillas.

"Hemos tendido puentes con diversos sectores para conformar la Comisión Humanitaria", explicó este jueves el ministro de Seguridad y Justicia, David Munguía Payés.

Según dijo, esta "comisión" contendrá un directorio donde figurará un representante de la OEA, el ministro de Seguridad, un representante del Ejecutivo, un representante del sector empresarial, además del presidente del organismo.

Munguía Payés no detalló sobre quién asumiría o designaría la presidencia de la entidad, ni cuando sería integrada formalmente.

No obstante comentó que dentro de su iniciativa de "tender puentes" con el sector empresarial ya se reunió con prominentes empresarios tales como Francisco de Sola, Rodrigo Simán y María Elena de Alfaro, esta última expresidenta de la Cámara de Comercio e Industria de El Salvador y exdirectiva de la Asociación Nacional de la Empresa Privada (ANEP).

Munguía Payés reconoció además que combatir la pobreza requiere proyectos de combate frontal a los delincuentes, programas de reinserción de expandilleros, y prevenir la incorporación de más salvadoreños a las pandillas, así como aliviar el hacinamiento en cárceles, entre otros.

Sobre el combate a la delincuencia reafirmó los planes ejecutados por la PNC con la detención en flagrancia o mediante denuncia de acusados de delitos, además de desmantelarse bandas de criminales.

Del programa de reinserción de expandilleros espera que el sector privado disponga -tal como lo ha solicitado el Presidente de la República- espacios laborales y que desistan de actividades delictivas.

"Evitar la incorporación de más salvadoreños, sobre todo jóvenes, a las estructuras de pandillas ya es una realidad", sostuvo Munguía como parte de la tregua lograda en marzo pasado.

"La tregua va más allá... no hay muertes de policías ni de custodios. No hay reclutamiento de estudiantes y esto ya no es una preocupación para las familias de los barrios populares. Estas son otras cosas importantes y no solo que no se maten entre pandilleros", expresó.

La promesa de $80 millones

Sobre el alivio del hacinamiento en cárceles, Munguía Payés recordó el ofrecimiento de unos $80 millones de parte del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), con los cuales se adquirirán brazaletes con GPS para usarlos en reos de baja peligrosidad, las dos ampliaciones del penal de Izalco y la edificacion de más granjas penitenciarias.

"En octubre se espera una reunión con los representates del BCIE y se espara la aprobación de los proyectos. Se esperarían resultados en ocho meses", confió el ministro de Seguridad.

En este punto, se refirió a que la "Comisión Humanitaria" tendría una participación directa en todos estos proyectos de alivio a la delincuencia.

"En la Comisión se espera la participación de ONGs y de países que darán aportes para la administración de la tregua", sostuvo el ministro.

Adelantó que para los mediadores de la tregua, el exefemelenista Raúl Mijango, y el capellán militar y policial, Fabio Colindres, hay un ofrecimiento de $500 mil para que sigan con sus labores de mediación. El dinero provendría de diversas instituciones salvadoreñas y del extranjero.

La nota de LA PAGINA del 17 de septiembre, luego de recibir la carta del ministro:

Iniciativa ciudadana independiente:
 “Comisión Humanitaria” no es iniciativa
del Ministerio de Justicia y Seguridad

La Comisión Humanitaria que apoya el “proceso de paz” entre pandillas no fue creada por ninguna institución gubernamental, explicó el Ministro de Justicia y Seguridad, David Munguía Payés. Dicha iniciativa independiente la conforman empresarios y miembros de la sociedad civil, quienes canalizarán la cooperación internacional para proyectos que ayuden, entre otras cosas, a la inserción laboral de pandilleros y jóvenes en riesgo.



La llamada “Comisión Humanitaria” que se ha formado para apoyar el proceso de tregua entre las pandillas no es una iniciativa del Ministerio de Justicia y Seguridad Pública, explicó el titular de dicho ministerio, David Munguía Payés, a DIARIO LA PÁGINA.

Esta comisión –cuya existencia se dio a conocer la semana anterior por autoridades de seguridad y justicia– busca incluir a todos los sectores de la sociedad en el proceso de reducción de la violencia en el país, esto contempla además, programas y proyectos encaminados a apoyar el proceso de paz iniciado con la tregua entre pandillas.

Munguía Payés enfatizó en carta enviada a DIARIO LA PAGINA que dicha comisión no fue formada ni depende de su ministerio ni de ninguna instancia del gobierno.

“Es una iniciativa ciudadana independiente de empresarios, profesionales y académicos de nuestro país que han respondido al llamado que la Iglesia Católica hizo a la sociedad civil de asumir responsabilidad en el proceso de reducción de la violencia que el gobierno sólo no puede llevar a cabo, sino que requiere de aportes de la sociedad, en especial la empresa privada, para la inserción laboral de los pandilleros y de los miles de jóvenes en riesgo”, dijo el ministro en su misiva.

Dicho llamado a la sociedad por parte de la iglesia católica ocurrió en mayo de este año, detalla la carta, en una reunión en que participaron el Nuncio Apostólico, Luigi Pezzuto, Monseñor Fabio Colindres, además de Monseñor José Luis Escobar, Arzobispo de San Salvador. "El Ministerio de Justicia y Seguridad no tuvo participación en dicha reunión ni en la posterior constitución de la Comisión Humanitaria, recalcó Munguía Payés", detalla.

Asimismo el titular de Seguridad expone que dicha comisión se encuentra en proceso de oficializarse como “Fundación Humanitaria”, para coordinar y canalizar todos los aportes de la sociedad civil, ONGs y empresa privada a la llamada tregua entre las pandillas, que ya lleva seis meses de vigencia.

Es en este marco que las autoridades de seguridad se han reunido con prominentes empresarios y fundadores de dicha iniciativa independiente, cuyo objetivo es implementar proyectos encaminados a “humanizar el sistema carcelario del país”.

Las autoridades del ministerio y de la Dirección General de Centros Penales reiteran que se han comprometido a facilitar la ejecución de los mismos dentro del marco de la ley.

La comisión, cuya creación es discutida por el Ministerio de Justicia y Seguridad, con la OEA, el PNUD y otras agencias de cooperación internacional, será una “Comisión Técnica” que coordine todos los esfuerzos realizados por estas entidades independientes con el gobierno, "lo cual no los convierte en ejecutores de programas gubernamentales", expone Munguía Payés.

Así como se ha respetado la mediación de Monseñor Colindres y Raúl Mijango, se respetará la autonomía y el carácter no gubernamental de estos programas asegura el ministro.

“Los fondos que la cooperación internacional aportará no serán para financiar la mediación, mucho menos para los mediadores, sino para acompañar y complementar la mediación con acciones y proyectos en los centros penales y en las comunidades que pueden hacer sostenible e irreversible el proceso, reducir la delincuencia y abrir el camino a la reinserción social y productiva de los pandilleros y sus familiares”, añade en la misiva.

Dichos recursos servirán para desarrollar desde ya proyectos como la conformación de microempresas y otras de emprendedurismo, puntualizó.
 

No hay comentarios: