Carta al Fiscal General: No puede reelegirse

Estimado Luis Martínez:
Desde hace rato, igual que muchos en este país, estoy preocupado por el futuro de la Fiscalía General de la República. Hoy recibí dos materiales – y en su conjunto me llevaron a una conclusión definitiva: Usted no debe seguir al cargo de esta institución.

Recibí un escrito de personeros de la Iniciativa Social de la Democracia ISD y otras organizaciones de izquierda, donde llegan a la misma conclusión - pero por todas las razones equivocadas. Ellos, en su adefesio jurídico-ideológico, lo acusan de favorecer a los acusados de corrupción, tanto en el caso de Paco Flores y sus cheques, como en el caso CEL-ENEL. Desde la perspectiva de la venganza política de esta gente, usted no hace bien su trabajo de acusador.


A primera vista esto podría paracer un punto a favor suyo: Si estos trasnochados de FESPAD ye ISD lo acusan de una manera tan visceral, a lo mejor usted ha hecho un buen trabajo. Si fuera cierto que usted se haya negado a usar la Fiscalía como instrumento de persecución política, hasta lo nombraría héroe y me pondría a la cabeza de su campaña de reelección. Pero no es cierto. Los casos contra Paco Flores, contra Jorge Nieto y contra los acusados en el caso CEL-ENEL no se están cayendo porque usted esté maniobrando a favor de los acusados, como falsamente le señalan. Los casos le están cayendo precisamente porque usted los convirtió en casos políticos. Los casos le están cayendo porque no tienen sustento jurídico. Al final de todo el show, no hay casos.

Lo que esta situación absurda, con la izquierda acusando al Fiscal de ser cómplice de los acusados, demuestra es que usted, desde el principio, ha hecho un doble juego, para quedar bien con ambos lados y así garantizar su reelección. A Funes, el FMLN y toda la izquierda fanática, usted ha dicho: Confíenme, yo soy el superman que va a echar preso a Paco Flores, a don Billy Sol Bang y a Jorge Nieto (en el caso de la Diego Holguín). Y a la oposición usted le ha mandado mensajes contrarios: No se preocupen, todo se va a arreglar. Yo los tengo que acusar, pero como en el fondo no hay delitos, los tribunales los van a sobreseer. Confíenme. Y ahora ya nadie confía en usted.

Es escándalo que arman Funes/ISD/FESPAD, por una parte - y las demoledoras críticas que usted recibe por parte de la defensa de Paco Flores, Nieto y los acusados del caso CEL, por otra parte, demuestran con claridad: Este doble juego no funcionó. Ambos lados le están reclamando: unos por haberse prestado a poner la justicia al servicio de vendettas políticas; otros por no haberlo hecho con éxito garantizado.

Al fin queda la institución Fiscalía manchada, sin credibilidad, pervertida – y usted como titular se quedará sin votos para su reelección. Mala jugada. Jaque mate.




El otro material que hoy llegó a mis manos es su informe de labores ante la Asamblea Legislativa. Dos libros editados con lujo de impresión (a saber cuánto no han costado), que demuestran otra faceta de su personalidad que ya preocupa a muchos legisladores, tanto de derecha como de izquierda, gobierno y oposición: su ego. El documento que debería ser un informe institucional, resulta ser un homenaje a la personalidad del fiscal general. En el documento principal, titulado ”Memoria de labores 2014-2015, una fiscalía fuerte y justa”, su equipo de mercadeo logró publicar, en 139 páginas, 110 fotos de Luis Martínez. El segundo libro, titulado “Acciones Relevantes - ¡A la carga!”, tiene 73 páginas con no menos de 81 fotos de Luis Martínez, muchas de ellos de página entera, algunas en pose de triunfador.

El país ha tenido demasiado funcionarios con demasiado ego y poca ética. Son ellos que suelen poner en peligro la democracia y el Estado de Derecho.

Por todo lo expuesto, y por el respeto a su cargo: No puede reelegirse, ciudadano Martínez. Saludos,
(Mas!/El Diario de Hoy)