Carta a los renovadores

Estimados amigos:
La renovación de la política -y en particular de ARENA- quedó a medio camino. Ahora que no tenemos elecciones cerca es cuando hay que profundizarla. No digo “terminar”, porque la reforma y la renovación deben ser permanentes.

Felicito a Roberto D’Aubuisson por su valentía y sabiduría de pararse en frente de la tumba de su padre y exigir a ARENA que elimine de su himno la patética frase de la “tumba de los rojos”. Hay que hacerlo. Adopten la versión rock de su himno, con los cambios propuestos. Pero esto no será suficiente. Es simbólico, mientras no es acompañado por pasos concretos de renovación.

Queda pendiente la reacción de todos ustedes a un documento que hace 5 años presentó un grupo de intelectuales independientes. En aquel entonces, no se aprovechó la oportunidad de tomar este manifiesto de renovación como punto de partida de un amplio debate interno y con la sociedad. Pero nunca es tarde. Ya se comprobó que ARENA es débil cuando se enconcha, y fuerte cuando se abre a la sociedad.

Aquí las ideas centrales de este reto al partido:

“Es la hora de recuperar el orgullo de los areneros por todo lo que han aportado a la Patria, a la paz, a la democracia, a las libertades y al crecimiento económico del país, pero también es hora de mostrar la capacidad autocrítica necesaria para reconocer y superar los errores del pasado.”

“Muchos piensan que la audacia más grande de ARENA fue haber asumido, en medio de la guerra, la defensa de la libertad. Pero el logro más audaz de ARENA fue otro: escuchar el clamor popular por la paz, terminar la guerra y encabezar la más profunda y democrática reforma de nuestro sistema político.” (Ahora tocará a ARENA nuevamente dar este salto de calidad, superar sus propios amarres ideológicos y populistas, y ponerse a la cabeza de un auténtico proceso de paz. Igual como sólo Cristiani pudo llevar el país de la guerra a la paz…)

“La crisis de ARENA no comenzó con la derrota electoral (del 2009), sino con la derrota de la democracia interna en años anteriores. Tampoco la crisis se agudizó con la salida del Partido del grupo (de Antonio Saca) que antes lo dominaba. Por el contrario, ahí empezó el proceso de superación de la crisis.”

“No es suficiente reconocer los errores. Hay que crear los mecanismos necesarios para que no se repitan. Hay que construir y fortalecer la democracia interna de ARENA. ARENA tiene que fortalecerse como derecha democrática frente a la derecha populista, y como derecha con ética frente a la derecha corrupta. Este es el verdadero contenido de la renovación actual de ARENA.”

“ARENA debe renovar su forma de relacionarse con la gente, modernizar su estilo de trabajo, recuperar la mística, y abrir las puertas a todos aquellos patriotas identificados con la democracia representativa como único sistema que garantiza las libertades y el desarrollo económico.”

“Declarar ARENA un partido liberal no significa abandonar sus raíces históricas. El liberalismo siempre ha sido la motivación que sustenta su lucha por las libertades y en contra del autoritarismo en cualquiera de sus manifestaciones. ARENA seguirá siendo republicano, porque seguirá dispuesto a defender el sistema de democracia representativa. ARENA seguirá siendo nacionalista, porque siempre pondrá el interés de la nación y de la patria encima de cualquier forma de interés particular.”

“ARENA no es un partido conservador, porque está comprometido con la reforma como instrumento mediante el cual las sociedades se adaptan a nuevas realidades y necesidades. ARENA es el partido que promoverá la reforma política, institucional y social como mecanismo de defensa de la pluralidad y contra el intento del FMLN de sustituir nuestra economía social de mercado por un sistema que lleve a más pobreza y miseria.”

“Corresponde a ARENA asumir el combate a la pobreza con la misma responsabilidad y seriedad con que asumimos la creación de riqueza.” (Esto es tal vez el reto más difícil que enfrentan ustedes.)
“ARENA no debe confundir los intereses de algunas empresas con el desarrollo económico del país. El desarrollo económico debe sustentarse siempre en la libertad creativa de los individuos. Hay que reconocer el impacto del esfuerzo de los empresarios para la creación de la riqueza nacional, pero el desarrollo económico también debe sustentarse siempre en la dignidad y los derechos de todos los ciudadanos.”

“ARENA debe colaborar de manera permanente en la construcción de una cultura de legalidad, que empieza con el respeto a las leyes de tránsito y llega hasta el rompimiento con la impunidad de políticos y empresarios que se alían con el crimen común y organizado.”

¿Entonces? ¿Al fin van a abrir el debate? La sociedad está esperando hacia dónde quiere caminar ARENA. O sea, si es una opción para superar la crisis del país, o parte de la misma…

Saludos, Paolo Lüers

Posdata: Lea el documento completo aquí citado en:
http://siguientepagina.blogspot.com/2014/02/un-nuevo-compromiso-para-el-salvador.html)